EDAR de Ourense: Mejora del Saneamiento de Ourense

INTRODUCCIÓN

La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA), Isabel García Tejerina, inauguró el pasado 26 de julio de 2017 las obras de la nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Ourense, donde subrayó que la puesta en marcha de esta instalación daba respuesta a las exigencias de una buena gestión del Ciclo del Agua, “una gestión esencial para lograr un desarrollo sólido y sostenible”.

FCC Aqualia central, Inodoro

La UTE EDAR Ourense, formada por Copasa, Suez y Pesa Medio Ambiente, fue adjudicataria del proyecto de diseño, construcción y puesta en marcha de la nueva EDAR de Ourense. En los trabajos realizados se han invertido 59 millones de euros, cofinanciados por el Ministerio, a través de la sociedad estatal Acuaes y el Fondo FEDER de la Unión Europea, la Xunta de Galicia, mediante Augas de Galicia, y el Concello de Ourense. Con esta inversión, la ciudad de Ourense se ha dotado de una infraestructura que le permite cumplir con las directivas europeas relativas al tratamiento de las aguas residuales.

La nueva EDAR, cuyas obras han sido ejecutadas por Acuaes, dará servicio a una población de más de 350.000 habitantes equivalentes, frente a los 88.000 de la antigua instalación. Asimismo, el caudal máximo diario tratado se triplica, pasando de los 24.640 m3/d, a 72.000 m3/d, además de permitir tratar el 100 por 100 del agua de lluvia que llegue a la EDAR.

Actuaciones principales

A continuación enunciamos los trabajos que desarrollamos con más profundidad a lo largo de este Plant Report de la ampliación de la EDAR de Ourense:

Mejora del colector de llegada

Se ha ejecutado el tramo final del colector de unos 700 m de longitud, aumentando el diámetro de la conducción existente hasta los 1.500 mm, lo que permitirá un aumento de la capacidad de transporte desde la última incorporación de la margen derecha del río Miño.

Nueva EDAR de Ourense

La EDAR de Ourense tiene un diseño que, además de garantizar el cumplimiento de los requisitos de vertido, posibilitó su adaptación a la orografía de la parcela disponible, consiguiendo una
reducción tanto del movimiento de tierras y de la afección ambiental inicialmente prevista como del plazo de ejecución, que finalmente alcanzó los 30 meses. Tanto en la línea de agua como en la de fangos se han incorporado tecnologías vanguardistas pero contrastadas, con el propósito conseguir en el mayor grado posible los principales objetivos considerados en su diseño entre los que se pueden destacar los siguientes:

• Reducir el consumo energético
• Incrementar la producción de energía
• Reducir la cantidad de biosólidos producidos
• Valorizar los fangos por su aplicación agrícola
• Reducir el consumo de reactivos
• Reducir las emisiones de olores y los volúmenes de aire a desodorizar.

Leer el reportaje completo

 

PORTADA OURENSE

Julio Salgado Somoza. Director de obras de ACUAES

Publicado en: FuturENVIRO Nº 43 Septiembre 2017