AIMPLAS inaugura unas nuevas instalaciones dedicadas a la investigación en economía circular financiadas por el IVACE con más de 2 M€

AIMPLAS inaugura unas nuevas instalaciones dedicadas a la investigación en economía circular financiadas por el IVACE con más de 2 M€

El Instituto Tecnológico del Plástico amplía sus instalaciones en más de 2000 metros cuadrados dedicados a la I+D+i en síntesis de polímeros, medicina y economía circular con el apoyo financiero del IVACE

AIMPLAS, Instituto Tecnológico del Plástico, ha celebrado el acto de inauguración de unas nuevas instalaciones con las que ha ampliado su infraestructura en el Parque Tecnológico de Valencia y al que han asistido el conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafael Climent, el alcalde de Paterna, Juan Antonio Sagredo, así como otras autoridades y representantes del mundo empresarial.

Las nuevas instalaciones, financiadas por el Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial (IVACE) con 2,47 millones de euros, permitirán al centro tecnológico dar respuesta a la creciente demanda por parte de la sociedad y de las empresas de soluciones para impulsar la economía circular a través de la I+D+i. Concretamente, se han inaugurado 2200 metros cuadrados para plantas piloto, laboratorios y espacios de trabajo concebidos desde el primer momento con criterios de sostenibilidad medioambiental y que se ha convertido en el primer edificio de I+D español en contar con el certificado BREEAM.

Esta nueva instalación cuenta con una planta piloto destinada a procesos químicos de síntesis de polímeros y también para investigar el uso del CO2 como materia prima de origen renovable, así como para el desarrollo de nuevos procesos de reciclado químico e investigaciones para el sector médico.

El impacto en las empresas y en la sociedad del centro tecnológico se recoge, como ha asegurado el presidente de AIMPLAS, José Luis Yusá, en su memoria de sostenibilidad “en la que se cuantifica el retorno generado por la actividad de AIMPLAS en 13,7 euros por cada euro invertido. En este cálculo se incluyen, además de los 250 proyectos de I+D+i desarrollados cada año en el ámbito regional, nacional y europeo, los más de 5600 servicios de laboratorio realizados y las más de 4200 horas de formación en las que han participado más de 4700 profesionales de un millar de empresas”.

Referencia en el sector del reciclado

En el acto también se ha inaugurado una de las naves del instituto tecnológico que se ha reestructurado completamente y se ha divido en tres espacios diferenciados: una planta piloto de reciclado, unos almacenes automatizados de última generación y un espacio de generación de ideas de I+D+i. La planta baja de la nave se ha acondicionado como planta piloto para el desarrollo de actividades relacionadas con los procesos de reciclado mecánico (trituración, lavado, separación, clasificación…).

Al respecto, el director de AIMPLAS, José Antonio Costa, ha destacado cómo el impulso de la economía circular está generando “abundante normativa y regulación europea, nacional y regional que afecta a los productos fabricados con materiales plásticos”.

Por último, las personas que han asistido a la inauguración, tanto presencialmente como a distancia vía streaming, han podido visitar la ampliación de las instalaciones y conocer los resultados de las líneas de I+D+i desarrolladas por AIMPLAS para dar respuesta al reto del cambio climático y alineadas con el reto de la economía circular.

El conjunto de las nuevas instalaciones ha quedado intercomunicado por una pasarela con un peculiar y característico diseño que reproduce la estructura hexagonal de un polímero. Se trata de una estructura metálica que cuenta con un recubrimiento en membrana de PVC microperforada que se ha convertido ya en un elemento icónico del Parque Tecnológico.

Apuesta por la economía circular

En cifras, la actividad de AIMPLAS relacionada con la economía circular durante el año pasado se plasmó en un total de 178 proyectos de I+D+i presentados, cerca de 1000 servicios tecnológicos realizados y 40 actividades formativas y jornadas a las que asistieron más de 2500 profesionales de unas 800 empresas. Además, el centro ha reforzado su compromiso con la lucha contra el cambio climático al inscribir su huella de carbono de los años 2019, 2020 y 2021 en el registro del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.