Ambición y multilateralismo, soluciones al cambio climático

La Conferencia sobre el cambio climático de Katowice (COP24) fue un éxito doble: en primer lugar, porque concluyó con un acuerdo que permitirá la ejecución del Acuerdo de París; y, en segundo lugar, porque puso de manifiesto que es a través del multilateralismo como se pueden resolver los grandes problemas mundiales.

Así resumía la conferencia celebrada en diciembre en Polonia la máxima responsable de la ONU para el cambio climático, Patricia Espinosa. Fue en un acto en Madrid el pasado 18 de enero, organizado por el Gobierno de España.

FCC Aqualia central, Inodoro

“La conferencia de Katowice fue exitosa contra los pronósticos de muchos, ya que llegábamos en medio de un escenario complicado, con escepticismo sobre las posibilidades de lograr un acuerdo. A pesar de ello, se logró aprobar el Programa de Trabajo del Acuerdo de París, que define las directrices para la implementación del acuerdo”, explicó la Secretaria Ejecutiva de ONU Cambio Climático (CMNUCC).

“La conferencia fue importante además porque confirmó la vigencia del multilateralismo, el reconocimiento de que los grandes problemas mundiales solo pueden ser abordados a través de la cooperación internacional y del trabajo conjunto entre todos los países”, añadió.

La Secretaria Ejecutiva aseguró que la agenda de acción sobre el cambio climático debe involucrar a todos los sectores de la sociedad. “Los gobiernos cumplen un papel fundamental, pero para lograr estos objetivos la necesidad de acción va mucho más allá […] En su informe sobre los 1,5 grados, el IPCC hace énfasis sobre la necesidad de incluir en este proceso a los actores no estatales”.  

La responsable de la CMNUCC abogó por un multilateralismo incluyente, en el que si bien los gobiernos tienen unas responsabilidades fundamentales, “no son los únicos que tienen que asumir obligaciones, y esto es importante para que la transición sea justa y tenga en cuenta a todos los actores”.

La Secretaria Ejecutiva abogó por que los gobiernos apuesten por un enfoque integral de sus políticas teniendo en cuenta las causas y los efectos del cambio climático.

Patricia Espinosa dio las gracias al Gobierno español por el liderazgo que está mostrando en el proceso internacional sobre cambio climático y animó a seguir avanzando en este camino.

España anuncia medidas para impulsar la acción climática

El acto, celebrado bajo el lema de aumentar la ambición climática, fue clausurado por el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

El presidente defendió el compromiso de España con la lucha contra el cambio climático, el uso racional y solidario de los recursos, la apuesta por una economía descarbonizada y una transición ecológica urgente.

Pedro Sánchez anunció un Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030, que quiere movilizar 235.000 millones de euros a lo largo de la próxima década.

El presidente hizo un llamado para que todos los países aumenten el nivel de ambición de sus planes climáticos:

“Naciones Unidas ha disparado la alarma en torno al diferencial creciente entre las obligaciones asumidas por todos y cada uno de los Estados miembros en el Acuerdo de París de 2015, y la senda real de reducción de emisiones […]. Pero los esfuerzos comprometidos hasta ahora, en el marco multilateral, si me permiten, no son suficientes, o mejor dicho, son insuficientes y nos obligan a hacer mucho más. Por eso, es importante la ambición, que nace del liderazgo.”

“Con estos datos de Naciones Unidas, los riesgos de no limitar la temperatura aumentan exponencialmente, como bien saben ustedes. Y eso es algo que no podemos permitirnos. Si somos la última generación que tiene poder para detener el cambio climático, no hay distracciones posibles”, añadió.

Un desarrollo justo y sostenible

Por su parte, la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, señaló que el avance hacia un modelo de desarrollo más justo, estable y respetuoso con los límites del planeta no es una opción ni un lujo, sino una necesidad. “Es un proceso imperativo, imparable y en marcha a nivel global”, dijo.

“Estamos ante un cambio de paradigma que abre grandes oportunidades para la innovación, la competitividad, la generación de empleo o el bienestar social”, señaló la ministra que añadió que “ya no será posible asegurar un progreso próspero y estable sin tener en cuenta los impactos del cambio climático y de la pérdida de biodiversidad”.

El planeta, nuestra “nave espacial”

El astronauta y Ministro de Ciencia, Innovación y Universidades de España, Pedro Duque, subrayó la necesidad de impulsar la ambición climática porque es la dirección a la que apunta la ciencia.

“No todo el mundo tiene los recursos de conocimiento necesarios para entender las conclusiones de la ciencia y mucha menos gente ha tenido como yo la posibilidad de contemplar el planeta desde una posición orbital, apreciar el tamaño tan limitado de nuestra Tierra, la delgadez extrema de la atmósfera, la superpoblación que muestran las luces de las ciudades y las vastas extensiones de bosque talados”, dijo el ministro.

“Los astronautas llamamos al planeta nuestra nave espacial redonda, en la que de alguna forma todos somos astronautas, ya que vagamos por extensiones inmensas de vacío montados en nuestra nave; y, por supuesto, somos conscientes de que como en nuestras naves metálicas, [en el planeta] los recursos son finitos y debemos usar la energía de forma responsable, siempre teniendo en cuenta el control térmico”, concluyó.

El evento contó además con la participación de Nicholas Stern, presidente del Centro para el Cambio Climático Economía y Política de la London School of Economics (LSE); el economista Jeffrey D. Sachs, director ejecutivo de la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible; Laurence Tubiana, directora de la Fundación Europea del Clima (ECF); Manuel Pulgar-Vidal, director de cambio climático de WWF Internacional y Helen Clark, ex primera ministra de Nueva Zelanda y ex administradora del Programa de Desarrollo de Naciones Unidas (PNUD).