Aprobada la autorización ambiental integrada de una planta de residuos navales e industriales en el puerto de Tarragona

La Generalitat de Catalunya ha concedido la autorización ambiental integrada a la planta para la gestión de residuos que se levantará en el puerto de Tarragona, promovida por la empresa Hera Tratesa. La nueva infraestructura dará una solución de almacenamiento y tratamiento de algunos de los residuos incluidos en el convenio MARPOL (procedentes de barcos) como hidrocarburos, sustancias nocivas líquidas a granel, aguas fecales y residuos sólidos. Igualmente, tratará los residuos industriales que se generen en el área de influencia de la zona portuaria

El proyecto contempla unas instalaciones de gestión total, desde la descarga de los residuos, su tratamiento previo y reciclaje, bien sea mediante su aprovechamiento energético en el propio proceso o comercial.

La planta tendrá una capacidad máxima de tratamiento de 22.500 toneladas anuales de residuos de hidrocarburos, así como otras 5.200 toneladas anuales para el almacenamiento de sustancias nocivas líquidas a granel.

Por otra parte, dispondrá de un centro de transferencia de residuos peligrosos y no peligrosos, con una capacidad de 12.300 toneladas anuales, y de un punto limpio para la recepción de residuos de la zona. La instalación funcionará todos los días del año.

Según informa la Generalitat de Catalunya, el estudio de impacto ambiental justifica el emplazamiento elegido, dado que se sitúa cerca del puerto de Tarragona y dispone de todos los servicios.