El consumo de biogás en Europa se multiplica y abre el camino a la producción masiva de biometano

El consumo de biogás en Europa se multiplica y abre el camino a la producción masiva de biometano

El biogás proporcionó el 4,5 % del consumo total bruto de energía de gas para la UE en 2020

Se alcanzó un consumo energético interior bruto de biogás de 14.716 ktep, un incremento notable en comparación con los 1.376 ktep en 2000. Destaca el papel de Alemania, donde llega hasta el 12%, y un consumo de 8.527 ktep, el 58% de todo el biogás consumido en Europa. En 2020, el 56% del consumo final bruto de biogás fue para la generación de electricidad, un 30% fue directamente a la producción de calor industrial, un 12% a producir calefacción y sólo un 2% de convirtió en biometano.

El biometano es metano producido a partir de biomasa, con propiedades cercanas al gas “natural” de origen fósil. El producto inicial utilizado es biogás, que contiene entre un 40 y un 60% de metano, que se purifica para alcanzar un mínimo de 96% de metano, pudiendo ser utilizado como combustible en vehículos propulsados por gas (GNV) o inyectado a la red de gas como sustituto del gas para abastecer a los usuarios finales tradicionales (centrales, industrias y hogares).

Actualmente, en cuanto a la producción de biogás, los países líderes en la UE son Alemania, Italia y Francia, con una producción de 7.745, 2.018 y 1.134 ktep respectivamente. Expresada en valores relativos, la producción alemana representó el 52,6 % de la producción total de la UE, mientras que este valor alcanzó el 13,7% para Italia y finalmente el 7,7% para Francia. Además, por el tipo de materia empleada, y según los datos aportados por Bioenergy Europe, se puede estimar que tres cuartas partes del biogás se producen a partir de subproductos agropecuarios.

¿Qué está ocurriendo con el biometano en Europa?

Que el número de plantas de biometano en Europa entre 2011 y 2020 se ha multiplicado por 5 y el crecimiento del último año es el más grande jamás registrado. En octubre de 2021, se superó la cifra de 1.000 plantas de biometano en Europa.

También es probable que esta tendencia se acelere al menos hasta 2030 debido a los nuevos objetivos establecidos por la Unión Europea. El plan REPowerEU que busca reducir rápidamente la dependencia de los combustibles fósiles rusos y acelerar la transición ecológica establece un objetivo de 35bcm (35.000 millones de metros cúbicos) de biometano para ser producidos en Europa para 2030. Este objetivo busca multiplicar por 12 la producción actual, que en 2020 fue de 3bcm de biometano.

El principal país productor en la UE es Alemania, sin embargo, Dinamarca , Francia, Países Bajos, Italia y Suecia están construyendo plantas a mayor ritmo estos últimos años. Según cálculos de la EBA, la Asociación Europea de Biogás, gracias al aumento de producción de biometano a partir de biogás se logrará reemplazar el 10% de la demanda de gas de la UE en 2030 y el 40% en 2050.