La Fundación ECOLUM considera positivos los fondos de recuperación UE a falta de definir acciones directas que potencien la Economía Circular

La primera dotación de fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia ha sido recientemente autorizada por el Consejo de Ministros a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, MITECO. Una partida presupuestaria que potenciará la gestión de residuos y la Economía Circular.

Para la Fundación ECOLUM, que forma parte de la entidad RECYCLIA, estos Fondos de Recuperación provenientes de la UE hacen realidad los objetivos comunitarios de reciclado y reutilización de residuos a escala municipal. Son primeros pasos de una economía descarbonizada, que a escala europea deberá ser competitiva y demostrar que podemos ser verdes. Los objetivos son ambiciosos, considerando la meta en 2030 de reducir hasta el 55% de las emisiones de gases de efecto invernadero en toda la UE.

Sin duda, estas medidas son bien valoradas desde la Fundación ECOLUM, que viene trabajando con sus asociados en mejorar procesos de reciclaje y en implementar todas las medidas de Ecodiseño que faciliten la circularidad de todos los RAEEs de iluminación, el blistering, logística, etc.

Son y serán nuevos retos que toda la industria tendrá que asumir para fomentar las buenas prácticas verdes y el uso de materiales bajos en carbono, el uso de productos que sean reciclajes y reutilizables. 

La Economía Circular, como la entiende ECOLUM, ha de ser la oportunidad para que transformemos los sectores esenciales de nuestro país en sectores circulares, para incorporar este concepto en toda la cadena de valor, y lograr juntos una economía con huella de carbono nula.

El desconocimiento de la Economía Circular es demasiado amplio

Sin embargo, tal y como señala ECOLUM, falta más información y divulgación de lo que representa este nuevo modelo productivo, tanto a nivel social como en el canal profesional. Una realidad que ha quedado patente en un reciente informe presentado por la Cámara de Comercio de España y la Fundación Mapfre(*).

En este informe, más de la mitad de las pymes españolas -un 54%- no sabe qué es la Economía Circular, y apenas un 21% tiene en cuenta diseños ecológicos en sus productos. Es reseñable en dicho documento que los autónomos y las microempresas sí muestran un mayor compromiso en consumir menos recursos y ser más sostenibles por el ahorro económico directo que deriva. 

Este mismo informe subraya que el margen de mejora en circularidad es amplio, es decir, alargar más el ciclo de vida de los productos con más tipos y más cantidad de residuos para avanzar en la recuperación. En suma, la Fundación ECOLUM lleva desde 2005 trabajando en la profesionalización de la Economía Circular, haciendo realidad la gestión integral de los residuos para los fabricantes-productores, los distribuidores, los instaladores-mantenedores, y por supuesto, la sociedad española. Con ello, considera necesarios un mayor compromiso de todos los actores económicos y de la Administración para que la Economía Circular no sea una desconocida entre los empresarios y autónomos de nuestro país.

(*) El informe puede consultarse en este enlace: https://www.camara.es/sites/default/files/publicaciones/resumen-ejecutivo-informe-economia-circular-pymes-marzo-2021.pdf