Veolia y MASDAR se asocian para el desarrollo de un programa de desalación de agua con energías renovables

El Programa de Desalación de Agua con Energías Renovables es un programa piloto que persigue probar y desarrollar tecnologías avanzadas y energéticamente eficientes de desalación de agua de mar que puedan abastecerse de energías renovables, con el objeto de implementarlas en los Emiratos Árabes Unidos.

Como socios tecnológicos, Veolia y MASDAR compartirán los costes de construcción y operación de una planta piloto innovadora y con bajo consumo energético, que tendrá las mismas características que las plantas que se desarrollen a escala real en el futuro.

El período total de operación consta de 15 meses, dividido en una fase de pruebas y una fase de optimización, siendo el objetivo de esta última etapa conseguir un mayor rendimiento de la planta piloto para implementar en la planta definitiva. El agua producida por la planta piloto será distribuida por la red de agua potable de Abu Dabi.

Construido en Ghantoot, este la planta piloto será capaz de tratar agua de mar con una salinidad de hasta 52 g/L (gramos por litro), una temperatura de hasta 42°C y con floraciones de algas nocivas. La planta utilizará tecnologías desarrolladas por Veolia, como un pretratamiento de agua de mar de alto rendimiento – que combina la flotación de aire y la filtración – y una nueva configuración para la alimentación a las membranas de ósmosis inversa que permite mayor caudal de tratamiento. La combinación de estas tecnologías eficientemente energéticas, combinadas con el uso de energías renovables, permitirá una recuperación energética de hasta un 98%.

Esta colaboración se extenderá también a futuros grandes proyectos de desalación en los países del Golfo. Xavier Joseph, CEO de Veolia en el Golfo Pérsico, ha declarado «como el líder mundial en desalación, Veolia se enorgullece de haber sido elegido por MASDAR como Socio en el Programa de Desalación de Agua con Energías Renovables. A través de la innovación, y trabajando en estrecha colaboración con MASDAR, nuestro objetivo es desarrollar la próxima generación de desalación sostenible».